“Mía es la plata, y mío es el oro, dice Jehová de los ejércitos” Hageo 2:8.

jueves 06/jun/2013

El anillo de sellar de Dios

“En aquel día, dice Jehová de los ejércitos, te tomaré, oh Zorobabel hijo de Salatiel, siervo mío, dice Jehová, y te pondré como anillo de sellar; porque yo te escogí, dice Jehová de los ejércitos” (Hageo 2:23).

El mensaje final de Dios a Hageo fue dado el mismo día que el anterior, para complementarlo (ver Hageo 2:22, 23). Dios advirtió de la venidera destrucción de reinos y naciones durante el día del juicio de Dios. Pero el mismo día, dijo el profeta, el siervo del Señor realizará la obra de salvación designada por Dios. Esto puede entenderse mejor como cumpliéndose, en forma definitiva y plena, solo en la segunda venida de Cristo y durante todos los eventos que la siguen.

El líder político de la nación está asociado aquí con el glorioso reinado del rey de Israel, David, de quien él era descendiente. Zorobabel era nieto del rey Joaquín y heredero legítimo del trono de David después del exilio babilónico. Sirvió como gobernador de Judá bajo el rey persa Darío el Grande y fue la fuerza motora detrás de la reconstrucción del templo de Jerusalén. Josué fue el sumo sacerdote que también ayudó a reconstruir el templo.

El profeta dijo que Zorobabel sería el anillo de sellar de Dios, un objeto que proporcionaba evidencia de autoridad real y de propiedad. Como un rey sellaba documentos legales con un anillo, Dios imprimiría su sello al mundo entero por medio de la obra de su siervo. Aunque el papel clave de Zorobabel en la reconstrucción del templo nunca debe ser subestimado, él no cumplió todas las promesas que Dios le dio por medio de Hageo. Los escritores inspirados de los evangelios apuntan a la persona y al ministerio de Jesucristo, tanto hijo de David como de Zorobabel, como el cumplimiento final de todas las promesas mesiánicas que se encuentran en la Biblia.

Lee Lucas 24:13 al 17, concentrándote especialmente en las palabras de Cristo a los dos hombres. ¿Qué mensaje importante les da él y de qué manera sus palabras nos muestran la importancia de comprender la profecía del Antiguo Testamento, y por qué es tan relevante para los cristianos aún hoy?

1393 Visitas
comments powered by Disqus

“LA BENDICION DE PONER PRIMERO LO PRIMERO”

Por Lemuel Olan Jimenez
Que Dios nos diga de manera dramática que debemos ponernos a trabajar en su obra, y que luego detenga esa misma obra para darnos un discurso es porque tiene algo importante qué decirnos, ¿no es así? ¿Y qué podría ser? Si el profeta Hageo no hubiese repetido la frase por lo menos cinco veces, una de las lecciones más importantes del libro se hubiera perdido tal vez, o simplemente, esa lección no sería uno de los énfasis principales del libro. Leer más...

El día del Señor

Por Alonso Meza
El pensamiento clave de esta semana dice: “Terrible será Jehová contra ellos, porque destruirá a todos los dioses de la tierra, y desde sus lugares se inclinarán a él todas las tierras de las na-ciones” (Sof. 2:11). ¿Por qué no trabajamos esta semana un poco haciendo algo de investigación? Leer más...

Estrategia Didáctica

Por Alonso Meza
No olvide que la lección con auxiliar para el maestro cuenta con un material para que usted pueda impartir la clase con mayor intención para sus miembros de escuela sabática. Utilizando la metodología didáctica que presenta la lección, trabajemos este sábado atendiendo las áreas establecidas mediante las siguientes estrategias: Leer más...